Métrica - Periodismo y Transparencia

Acusan desvio de fondos en Central de Abastos de Toluca

Escrito por:

En tres años dos meses los administradores de la Central de Abastos de Toluca reportaron ingresos y egresos por aproximadamente 107 millones de pesos, sobre estos últimos 12 millones fueron etiquetados como gastos sin comprobación, por lo que José Luis Villanueva Lezama, condómino del inmueble, denunció penalmente a Salvador Palma Baldovino y Francisco Alonzo Flores, presidente del Consejo de Administración y Tesorero, respectivamente, por el presunto de delito de fraude.

La prueba que Villanueva Lezama aportó al representante del Ministerio Público de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México (FGJEM), para sostener su acusación plasmada en la carpeta de investigación TOL/CAI/AIT/107/129264/17/06, fue un extracto del informe rendido por el mismo Presidente y Tesorero de la Central de Abastos de Toluca a los condóminos.

Dicho documento, precisó Villanueva Lezama en conferencia de prensa, independientemente de que deberá ser sometido a una auditoría, acotó, se evidencia la no comprobación de 12 millones 500 mil pesos.

“Es en base a un documento que ellos –Presidente y Tesorero–  dieron en su informe… ahí está el concepto de otros gastos sin comprobar y ese rubro ascienden a 12 millones 471 mil pesos. No lo decimos nosotros, ellos mismos lo dicen” en su informé, insistió Villanueva tras recordar que el 7 de junio varios locatarios solicitaron una explicación del destino de ese monto de dinero, pero los titulares de la administración simplemente guardaron silencio.

De acuerdo al grupo de locatarios que exigen la renuncia inmediata de los actuales administradores de la Central de Abastos,  algunos de los Vocales del Consejo de Administración han tomado la determinación de separarse del cargo (15 de febrero), ya que no comparten la forma en que se ha estado conduciendo los titulares de la administración que inició funciones en el año 2014.

 

De acuerdo a datos ofrecidos por Villanueva Lezama, actualmente la Central de Abastos alberga a alrededor de 600 condóminos que administran aproximadamente 2 mil espacios.

Los quejosos aseguran que entre 30 y 40 por ciento no están de acuerdo con la gestión de Palma Baldovino y Alonzo Flores, por lo que exigen su renuncia.

“Sobre los egresos, ellos  –Presidente y Tesorero–  manifiestan que el 50 por ciento se va al pago de la nómina, estamos hablando de un promedio de 150 trabajadores. No es creíble que 53 millones se vayan al puro gasto de los empleados”, comentó.

Los principales rubros de ingresos reportados por los distintos administradores que han pasado por la Central de Abastos están: pago de peaje (acceso de camionetas y camiones de carga al inmueble), pago de piso de locatarios, cobro a tianguistas, transportes urbanos, taxis, lavadores de automóviles, así como de bicitaxis, entre otros.