Métrica - Periodismo y Transparencia

Con decálogo de transporte más de 108 decesos y 880 lesionados

Escrito por:

A dos años un mes de que el gobernador Eruviel Ávila Villegas anunciará la implementación de diez acciones para reordenar y mejorar la prestación del servicio público de pasajeros en el Estado de México, con el objetivo de evitar que operadores de las unidades continúen causando accidentes que afectan a peatones, pasajeros y automovilistas, se han registrado siniestros donde más de 108 personas han perdido la vida y 880 han resultado lesionadas.

 

De acuerdo a informes de la Secretaría de Movilidad del Gobierno del Estado de México (GEM) y datos obtenidos a través de mecanismos de transparencia, en el año 2013 un total de 39 personas habrían perdido la vida y 403 resultaron lesionadas a causa de siniestros donde estuvieron involucradas unidades del servicio público concesionado de pasajeros.

Para el año 2014, la cifra prácticamente se habría duplicado ya que el número de personas que perdieron la vida llegó a 69 y las que resultaron lesionadas por hechos como colisión, volcadura, atropellamiento y robo, se colocó en  477 eventos.

Estimaciones extraoficiales recabadas con base en reportes periodísticos, advierten que en lo que va del presente año, el número de decesos ascendería a 28 y el de lesionados superaría los 140.

Es así como el principal objetivo del documento identificado por el GEM como “Decálogo del Transporte”, el cual contempló acciones que en teoría deberían haber sido operadas, coordinadas  y ejecutadas por funcionarios de la Secretaría del Transporte, hoy identificada como de Movilidad, no se ha cumplido e incluso se puede calificar como una de política pública que fracasó en la actual administración encabezada por el doctor en derecho y gobernador Eruviel Ávila Villegas.

En mayo del 2013 el titular del Poder Ejecutivo mexiquense, junto con el entonces secretario Ismael Ordóñez Mancilla, puso en marcha el “Decálogo del Transporte”, tras admitir que su gobierno estaba en deuda con la sociedad ya que no se había hecho lo necesario para brindar a la población el servicio de transporte público que merece.

La “acción” verbal gubernamental se detonó a raíz de una cadena de accidentes protagonizados por unidades del transporte de pasajeros que arrebataron varias vidas a principios de ese mismo año.

Siniestros fatales que generaron reclamos sociales, los cuales hicieron eco en la clase política mexiquense que opera el transporte y obligaron a que el gobernador Ávila Villegas, sostuviera en público que esta vez el objetivo sería aplicar un verdadero reordenamiento de los transportistas y obligarlos a prestar un servicio eficiente, seguro y de calidad.

“Con esta serie de medidas vamos a consolidar una nueva etapa que nos permita transitar del transporte público tradicional, a un esquema de movilidad urbana, y que en el Estado de México se incentive el uso de transporte masivo sobre el privado, que sea un transporte seguro, eficiente, amigable con el medio ambiente… Estamos en deuda con la gente, estamos en deuda con la sociedad, necesitamos darle el servicio que la gente merece”, dijo Ávila Villegas en mayo de 2013 al anunciar el Decálogo que consistía en:

Capacitación, certificación y aplicación de exámenes a operadores, implementación de uniformes y gafetes de identificación; brindar a operadores servicio médico a través del IMSS; implementación de esquemas de prepago, habilitar internet inalámbrico a bordo de las unidades y sistemas de información de rutas y horarios de los usuarios.

Así como revisiones mecánicas periódicas de unidades para abatir riesgos de accidentes y reducir los índices de contaminación; habilitar mobiliario urbano multifuncional “para que los usuarios cuenten con espacios públicos de espera dignos y seguros”, donde exista información de rutas y horarios; instalación de cámaras de videovigilancia  y botones de emergencia conectados al sistema  de emergencia 066 para evitar asaltos; ampliación del transporte masivo y reordenamiento de rutas en el Valle de Toluca.

En ese mayo de 2013, los altos funcionarios del transporte (hoy de Movilidad) del GEM, que tenían a la cabeza a Ordóñez Mancilla, se comprometieron a mejorar sustancialmente todos los esquemas de supervisión de unidades y operadores.

No obstante, casi dos años después de haberse registrado dicha promesa (enero 2015), metricadigital.com cuestionó al actual titular de la Secretaría, Isidro Pastor Medrano:

¿Cuántos concesionarios del servicio público de pasajeros hay en el Estado de México?

“Tengo que reconocer que no hay ese padrón y lo estamos integrando, estamos en falta, empezando por el Secretario del transporte; estamos en falta y eso es lo primero que debemos hacer. Espero que en un mes (febrero 2015) tengamos ya todo el padrón, ya estamos trabajando pero no lo hemos publicitado”, respondió Pastor Medrano.

Y añadió “en números duros tenemos 102 mil concesiones de taxi, 63 mil de ruta fija, colectivos. Y presumo, y asumo la responsabilidad de mi comentario, que debemos de tener alrededor de 200 mil operadores y quizás tengamos 50 mil vehículos irregulares, es un fenómeno que tenemos que combatir y estamos haciendo lo que debemos”.

A junio del 2015 dicho planteamiento sigue sin tener una respuesta, ya que la Secretaría de Movilidad del GEM, no ha publicado el padrón de operadores y por ende no conoce, ni tiene la certeza de qué persona está atrás del volante de cada unidad concesionada para operar y brindar el servicio de transporte público, en su modalidad de colectivo o particular (taxi), y si el conductor cuenta con experiencia, capacidad física, mental y de salud, para poder operar la unidad de forma adecuada.

 

Justicia para Diana

Carta dirigida a Gobernador Eruviel Avila en plataforma Change.org

La familia, amigos y comunidad universitaria se hacen presentes por este medio con el fin de exigir justicia para Diana Segura López, alumna de la Universidad Autónoma del Estado de México, quien fue atropellada el lunes 15 de junio en Toluca, Estado de México.

El accidente sucedió cerca de las 15:30 horas en la esquina de Juárez y Gómez Farías en el centro histórico de la capital. Una unidad de la ruta centro-seminario que iba a exceso de velocidad invadió el paso peatonal y la arroyó.

A consecuencia de este suceso Diana fue hospitalizada en la Unidad 220 del IMSS en donde ha sido sometida a tres cirugías. Las secuelas del accidente son varias: perdió parte de la pierna derecha y tiene múltiples fracturas en la izquierda, además del daño psicológico. Actualmente está en terapia intensiva en el mismo hospital.

Lamentablemente el día miércoles por la noche nos enteramos que debido a la falta de pericia del médico legista, quien informó al Ministerio Público competente que las lesiones eran de segunda categoría, es decir, que no eran graves y no ponían en riesgo la vida de Diana, el conductor del camión salió libre bajo fianza y goza actualmente de su libertad al tener sólo una medida cautelar.

Este documento no sólo es para denunciar los hechos anteriores, es, principalmente, un vehículo para exigir justicia: que el proceso sea transparente y que Diana sea indemnizada de acuerdo a la gravedad de sus heridas, las cuales perjudicaran seriamente su calidad de vida.

También es un llamamiento al gobierno del Estado de México, al que le pedimos que haga todo lo que esté en sus manos para garantizarles a los ciudadanos un transporte público de calidad.

 

El político y secretario Isidro Pastor

Durante los casi cuatro años que lleva la administración del gobernador Eruviel Ávila Villegas, han pasado tres titulares en la Secretaría de Transporte, hoy identificada como de Movilidad del Gobierno del Estado de México: Jaime Humberto Barrera Velázquez e Ismael Ordóñez Mancilla, ingeniero mecánico y civil, respectivamente, así como el abogado y actual titular Isidro Pastor Medrano.

Profesionales de la política mexiquense que han tenido como denominador común, el no contar con conocimiento y experiencia requerida en el sector del transporte público, no obstante a esa carencia la palabra y percepción del gobernador ha pesado más y ha sido fundamental para que dichos personajes hayan ocupado la posición.

Entre algunas de las facultades que se pueden catalogar y entender como libres o de autodeterminación de la cabeza del Poder Ejecutivo del Estado de México, está la de nombrar a sus colaboradores más cercanos, es decir a los titulares de las veinte Secretarías que integran al llamado gabinete oficial estatal.

En los tres años y nueve meses que lleva el doctor en derecho Eruviel Ávila Villegas, al frente de la administración mexiquense, esa facultad que está garantizada en el Artículo 77 de la Constitución local “Facultades y obligaciones del Gobernador  del Estado”, la ha ejercido en repetidas ocasiones y de forma constante, pues ha quitado y colocado al frente de las Secretarías a un gran número de personas.

“Nombrar y remover libremente a los servidores públicos del Estado cuyo nombramiento o remoción no estén determinados en otra forma por esta Constitución y por las leyes”, precisa la fracción XIV del referido Artículo constitucional estatal.

En el caso de la Secretaría de Movilidad, antes del Transporte, ha realizado tres movimientos, aquí el perfil del actual titular:

Isidro Pastor Medrano

El actual titular de la Secretaría de Movilidad que cuenta con un presupuesto para este año de 674 millones de pesos (en 2014 fue de 585), es licenciado en Derecho por la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEM).

Antes de ocupar su actual posición, tuvo un paso fugaz como Secretario de Desarrollo Metropolitano del Estado de México de febrero de 2013 a junio de 2014; también fue Presidente del Comité Directivo Estatal del Partido Revolucionario Institucional en el Estado de México 2002-2004.

Presidente de la Gran Comisión de la LIV Legislatura del Estado de México del 2000 al 2001; Coordinador de la Fracción Parlamentaria del Partido Revolucionario Institucional en la LIV Legislatura del Estado de México 2000 y 2002 y Diputado Local por el Partido Revolucionario Institucional en la LIV Legislatura del Estado de México en el periodo del 2000-2003.

Político oriundo del municipio de  Atlacomulco que pese a no contar con ningún conocimiento en el ramo, el titular del Poder Ejecutivo Ávila Villegas, le encomendó uno de los sectores gubernamentales más complejos para regular y supervisar, ya que a principios del presente año contaba con 102 mil 941 unidades-taxis y un aproximado de 65 mil de transporte masivo y 50 mil irregulares según informes de la misma Secretaría de Movilidad.

 

La batalla de Diana

La batalla que la joven universitaria Diana Segura López está dando, junto con su familia, para intentar recobrar su salud, trasciende la sala de operaciones del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) donde le han practicado dos intervenciones que implicaron la amputación de una pierna, ya que el litigio jurídico contra la empresa Tollocan S.A. de C.V., propietaria de la unidad operada por el chofer que el lunes 15 de junio la embistió en calles del centro de Toluca, puede marcar un antes y un después.

Lo anterior, al abrirse la posibilidad de poder establecer hasta dónde podría llegar la indemnización a la víctima de una unidad del servicio público de pasajeros que registró una modificación de su vida al no contar con una de sus extremidades.

Hasta el pasado fin de semana la Procuraduría estatal que encabeza Alejandro Gómez Sánchez, ha esgrimido que otorgó las garantías de libertad al operador de la unidad que atropelló a estudiante,  a partir de que sus lesiones, en un primer momento fueron certificadas de segundo grado, lo que a su vez implicó que el atropellamiento fue un delito culposo, donde el probable responsable tuvo derecho a obtener su libertad.

“No es un tema en este momento que pudiera calificar como negligencia de nuestros agentes del Ministerio Público, toda vez que fue una clasificación preliminar, con los datos que en ese momento se tenían para poder  resolver la situación jurídica del operador en el plazo constitucional de 48 horas”, precisó Gómez Sánchez el fin de semana, tras sostener que en la misma carpeta de investigación que está abierta, se pudiera reclasificar el caso lo que implicaría la acción de otras medidas por parte de los agentes ministeriales, es decir la detención del chofer.

Isidro Pastor Medrano, titular de la Secretaría de Movilidad del GEM, precisó a mediados de la semana pasada que el operador del camión del transporte público de pasajeros de la empresa Tollocan S.A de C.V, que el pasado lunes al ir circulando por calles de zona Centro atropelló a la estudiante de la UAEM, había quedado en libertad.

En entrevista ofrecida a la tercera emisión del noticiero “Al Instante” de Radio Capital, Pastor Medrano, explicó que el chofer del camión, aunque  fue presentado ante el representante del Ministerio Público de la Procuraduría estatal, obtuvo su libertad ya que los siniestros automovilísticos son imprudenciales y al paso de 72 horas los conductores obtienen su libertad.

No obstante, aseguró que al margen de las determinaciones jurídicas que tome la autoridad judicial en las próximas horas o días, al operador  se le cancelará la licencia y no volverá a estar atrás de un volante del servicio público de pasajeros.

Subrayó que la unidad sigue detenida y adelantó que la empresa propietaria del camión deberá cubrir todos los gastos relacionados con la recuperación de la estudiante, así como realizar el pago-indemnización que marca la ley.

Para Luis Javier Villegas, catedrático de la Facultad de Ciencias de la Conducta de la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEM), es prácticamente imposible determinar  qué  tiempo lleva a una persona recuperarse de un episodio traumático, en el cual se pierde una extremidad, ya que todo ser humano es diferente, no obstante advirtió que el proceso puede llevarse varios años.

De forma paralela a dichos planteamientos, activistas y grupos de universitarios, convocaron a una movilización que se realizó este lunes 22 de junio, para exigir nuevamente,  a los funcionarios de la Secretaria del Transporte del GEM, implementar un profundo y real mecanismo de ordenamiento que evite más siniestros desencadenados por los operadores de camiones y taxis.

Catedráticas como Susana Bianconi de la UAEM, manifestó su indignación en redes sociales al escribir una carta abierta al titular del ramo, Pastor Medrano, donde le subraya que no se observan mejoras en la prestación del servicio que es caro, deficiente y peligroso.

Indignación que también han tenido cientos de universitarios que exigen a la autoridad un reordenamiento en el sector.