Métrica - Periodismo y Transparencia

Ignora Delfina antecedentes de su asesor en Austeridad

Escrito por:

Para asesorarse en materia de austeridad gubernamental, la aspirante de Morena al gobierno del Estado de México, Delfina Gómez Álvarez, recurrió a quien operaba para que los diputados locales recibieran dinero hasta para comprarse un automóvil particular. Hechos que desconoce la precandidata de Morena.

 

La historia de cómo decidió enrolar a dicho asesor la cuenta ella misma.

En una de sus recientes giras, Delfina Gómez Álvarez encontró en la calle a Jaime Adán Carbajal Domínguez, quien hoy es su asesor en materia de Austeridad y durante 23 años fue operador del gasto público del Congreso local, la mayor parte como director y Secretario de Administración.

De acuerdo a un comunicado emitido por el equipo de la aspirante, Carbajal presidirá un plan en materia de administración y gestión eficiente de los recursos públicos, “para fortalecer la plataforma de trabajo en materia de Austeridad”.

No obstante, en la conferencia de prensa donde hizo el anuncio Delfina le cambió el nombre y funciones a su nuevo asesor.

“Voy a tener el gusto y placer de presentarles al maestro Jaime Adrián Carbajal Domínguez que es el que va atender el tema sobre Austeridad y Transparencia”. En posterior entrevista aclaró que su nuevo asesor sólo se abocará al primer rubro.

El encuentro

Al calor de las precampañas, la aspirante de Morena recuerda que acudió a una reunión con sus simpatizantes, no precisa si la gira fue en Toluca o en otro municipio, pero sí que su ahora asesor estaba en la vía pública.

Carbajal se acercó, dialogaron y acordaron que el ex funcionario legislativo le mandaría su currículum por correo electrónico. Uno de tantos documentos y peticiones que llegan a la bandeja de la aspirante oriunda de Texcoco.

“De él en algún momento que hicimos un recorrido, yo tuve la oportunidad de… coincidimos, no me acuerdo si fue aquí en Toluca, te mentiría el lugar, pero fue en un recorrido”, expresa.

Delfina buscaba un especialista que esclareciera la situación financiera del Estado de México, con el objetivo de identificar rubros donde pueden plantearse medidas de austeridad y eficiencia en el gasto público.

Tras leer el currículum de Carbajal, la aspirante de Morena decidió que sería su asesor en materia de Austeridad. Lo hizo sin conocer más antecedentes.

Derroche

El periódico REFORMA reveló entre 2007 y 2009 que en distintas Legislaturas locales, la Dirección o Secretaría de Administración del Poder Legislativo entregaba un apoyo anual a cada uno de los 75 diputados locales por 260 mil pesos, sin ningún tipo de justificación, ni comprobación posterior, pues en teoría era para que los legisladores se compraran un automóvil, pero el recurso público lo podían utilizar para cualquier fin.

Adicional a ello los diputados tenían distintas prerrogativas y percepciones discrecionales, que eran operadas desde esa Secretaría de Administración, a cargo de Jaime Adán Carbajal Domínguez, por orden de la Junta de Coordinación Política del Congreso local o del presidente de dicho órgano legislativo.

Metrica Digital tiene documentado que tan sólo en la 56 Legislatura (2006-2009), los 75 legisladores mexiquenses cobraron un estimado de 539.5 millones de pesos en conceptos como dieta mensual, aguinaldo, bono trimestral, renta de oficinas distritales, vales de gasolina, telefonía celular, y en la compra anual de un automóvil particular.

Adicionalmente existieron otros apoyos. En 2008 las fracciones legislativas del PAN, PRI, PRD, PVEM, PT y Movimiento Ciudadano cobraron cerca de 40 millones de pesos en rubros tan diversos como asesorías generales, cooperaciones y ayudas, apoyos extraordinarios, apoyo para informáticos, festividades navideñas, adquisición de juguetes, y para la compra de distintos regalos, entre otros.

Tales gastos fueron instrumentados desde las oficinas del ahora asesor de Austeridad de la aspirante de Morena.

El Administrador

Carbajal fue director de Administración del Congreso local desde el último tercio de la década de los noventa, posteriormente el área se convirtió en Secretaría, misma que siguió ocupando el ahora asesor de Morena.

Como funcionario responsable del gasto legislativo, Jaime Adán Carbajal estuvo a la orden de diputados del PRI como Isidro Muñoz Rivera, Isidro Pastor Medrano, Enrique Peña Nieto, Eruviel Ávila Villegas y Ernesto Nemer Álvarez, quienes fungieron como coordinadores parlamentarios en distintas Legislaturas.

En septiembre de 2012, la oleada de priistas del Valle de México, gestada desde la llegada del Gobernador Eruviel Ávila, provocó un choque con la clase política de los tricolores de la zona centro de la entidad. En el caso del Congreso local la disputa fue por las posiciones claves en el manejo del dinero público.

En enero de 2015, el presidente de la Junta de Coordinación Política del Poder Legislativo y diputado local del PRI por Tecámac, Aarón Urbina Bedolla, le dijo adiós a Jaime Adán Carbajal, quien ya no pudo concluir la 58 Legislatura local.

No sólo se fue él, sino la mayor parte de su equipo que se había enquistado durante su larga gestión.

Las relaciones

Como director y Secretario de Administración del Congreso local, Carbajal también tuvo como jefes a diputados de Oposición, esto durante el periodo de alternancia electoral, cuando el PRI perdió la mayoría absoluta en el Congreso local (1996-2009).

Uno de ellos fue Higinio Martínez Miranda, entonces diputado local del PRD y quien un año fue presidente de la Junta de Coordinación Política en la 56 Legislatura local (2006-2009).

Hoy Martínez es Alcalde de Texcoco bajo el emblema de Morena, después de haber renunciado al PRD junto con parte de su corriente denominada Grupo de Acción Política (GAP).

Martínez, junto con otros correligionarios, fue quien invitó a Delfina Gómez para que primero contendiera por la presidencia municipal de Texcoco para la gestión 2013-2015 bajo las siglas de Movimiento Ciudadano, de donde la ahora aspirante a la Gubernatura se catapultó a una diputación federal por Morena en 2015.

¿No se lo presentó Higinio Martínez?, se le cuestiona a Delfina Gómez sobre la forma en que conoció a Jaime Adán Carbajal.

– No, responde rápidamente.

El bono oculto

En la 56 Legislatura local, donde fue diputado Higinio Martínez, ocurrió la revelación sobre uno de los apoyos más escondidos por los legisladores mexiquenses de anteriores Congresos.

Derivado de distintas solicitudes de información pública y entrevistas a diputados locales, de manera oficial esta Legislatura termino aceptando que los 75 diputados mexiquenses gozaron de un bono individual de 260 mil pesos para comprar un automóvil particular, aunque dicho recurso lo podían ocupar para cualquier fin, pues no había obligación de comprobar el destino del dinero.

Tan sólo en los tres años de esa Legislatura se repartieron 58.5 millones de pesos a los 75 legisladores locales, mediante la partida presupuestal 4605, según admitió la Unidad de Información del Congreso. Recurso del que tampoco se pagó algún impuesto.

– Lo que pasa es que eso depende efectivamente de que lo permita el Gobernador, dice Delfina Gómez cuando se le refieren dichos antecedentes que involucran al ex Secretario de Administración del Poder Legislativo, convertido hoy en su asesor de Austeridad.

Pero Jaime Adán Carbajal era Secretario de Administración del Poder Legislativo, se le recuerda a la aspirante de Morena.

– Ahí va a depender entonces del coordinador de diputados o del presidente de la Cámara de Diputados, atina a responder.

¿Usted no lo conoce (a Jaime Adán)?

– Pues no, no, yo lo conozco así de esa manera,  más allá de una amistad, no, agrega.

Los buenos deseos

Delfina asegura que estarán al pendiente de su nuevo asesor en Austeridad, agradece la información, recuerda que cuando era directora escolar evaluaba a sus maestros y rechaza que Jaime Adán Carbajal sea uno de los empresarios que pudieran financiar la campaña electoral de Morena.

Antes, en la conferencia donde más de un reportero cuestionó la trayectoria del ahora asesor de Austeridad, el propio Carbajal aclaró que estaba dando la cara, como siempre, aseguró.

“El trabajo lo calificó en su momento las personas de las que yo dependía, las personas que me evaluaron”, dijo sin quedarse mucho en el micrófono.

Delfina optó por los simbolismos escolares.

“Ahorita son mis asesores, como maestra pues voy a estar evaluándolos, y de ahí voy a decir palomita o tachecito”, dijo Delfina antes de retirarse.