Métrica - Periodismo y Transparencia

Los retos que enfrentará Victorino Barrios como nuevo contralor para la rendición de cuentas en la UAEMex

Escrito por:

El pasado 5 de septiembre de 2017, el portal de noticias Animal Político en asociación con la organización de la sociedad civil Mexicanos Contra la Corrupción y la impunidad (MCCI) publicaron la investigación periodística: La Estafa Maestra.

Dicha investigación desenredó un sistema de 128 empresas fantasmas a través de las cuales el gobierno federal desvió más de 400 millones de dólares a través de una red que involucró a 11 dependencias, ocho universidades públicas, diversas empresas privadas y más de 50 servidores públicos de distintos niveles de gobierno.

En esta investigación la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEM) se vio involucrada, al ser señalada por recibir pagos de distintas dependencias de gobierno para hacer supuestos servicios, y esta a su vez, a cambio de una comisión, habría entregado ese dinero a empresas fantasmas e ilegales.

En este contexto, destacan las reformas promovidas a nivel nacional en materia anticorrupción, con el fin de fortalecer la fiscalización en los distintos gobiernos y órganos autónomos.

A nivel estatal, el 24 de abril de 2017 se publicó en la Gaceta del Gobierno del Estado de México la reforma donde se precisó que el Congreso local tiene la facultad para nombrar a los titulares de los órganos internos de control de los organismos con autonomía constitucional como la UAEM.

Motivo por el cual la UAEM promovió un amparo para dejar sin efecto dicha reforma, arguyendo que ésta vulneraba la autonomía de esta institución. Dicho amparo llegó hasta la Suprema Corte de Justicia de la Nación, que resolvió y respaldó la enmienda para que sea la Legislatura local, quien tenga la facultad de nombrar a dicho titular del órgano interno de control.

 

Amparo 1050/2018 promovido por el exrector de la Universidad Autónoma del Estado de México, Jorge Olvera García, quien se oponía a tal decreto.

 

Derivado de esto el 10 de septiembre de 2020, el Congreso mexiquense designó por unanimidad a Victorino Barrios Dávalos como nuevo titular del órgano interno de control de la UAEM, que sustituye a la anterior Contraloría Universitaria.

No fue tersa la llegada de Barrios, quien viene de ser contralor del Poder Legislativo, a dicho órgano interno de control.

Y es que el rector de la UAEM, Alfredo Barrera Baca, argumentó que no podía entrar en funciones, pues habían promovido un amparo contra el nombramiento de Barrios y la respectiva convocatoria de selección emitida por el Congreso local.

Además, el rector señaló que faltaba precisar las funciones del nuevo titular del órgano interno de control.

Tras la revelación de esta controversia, el 23 de septiembre, vía sus redes sociales, el rector cedió y aceptó la llegada de Barrios como titular del órgano interno de control de la máxima casa de estudios, cargo que ejercerá durante los próximos cuatro años.

Entre los desafíos que enfrentará Barrios, se encuentra el conocer la causa de los adeudos que la UAEM acumuló con el Instituto de Seguridad Social del Estado de México y Municipios (ISSEMyM), las supuestas compras no justificadas en las cuales se involucran a administraciones pasadas, y los convenios millonarios de dependencias gubernamentales con el Fondo de Fomento y Desarrollo de la Investigación Científica y Tecnológica (Fondict) de la UAEM.

Destaca entre dichas tareas, el respectivo seguimiento a las investigaciones de las irregularidades administrativas reveladas en el reportaje de la Estafa Maestra, pues a la fecha la Auditoría Superior de la Federación (ASF) continúa revisando esos contratos.

De acuerdo con información proporcionada vía la Ley de Transparencia dichos contratos involucrados en la Estafa Maestra se siguen considerando como información reservada, lo cual implica que no se puedan conocer hasta que concluya la investigación.