Métrica - Periodismo y Transparencia

Se perfila atentado político en caso Onofre

Escrito por:

Dos impactos en el estómago y uno más en el hombre izquierdo recibió Vicente Onofre Vázquez, presidente fundador del Partido Encuentro Social (PES) en el Estado de México, preciso Adrián Saúl Martínez Santillán, Secretario General del instituto político tras precisar que su estado de salud es “estable” y descartar que la agresión pudiera haber tenido lugar por la venta de candidaturas para puestos de elección popular.

 

“No hubo amenazas; no hay evidencia en el sentido de lo que usted comenta (pregunta), en el sentido de las candidaturas porque si fuera ese el hecho yo creo que se hubieran iniciado carpetas de investigación y no es así”, precisó.

 

En conferencia de prensa registrada en la Cámara de Diputados mexiquense, Martínez Santillán consideró que el clima de inseguridad aqueja a toda la sociedad y la clase política local no es la excepción por lo que hizo exigió al gobernador Alfredo Del Mazo Maza dedicarse verdademante a atender los temas de inseguridad.

 

 

En este sentido recordó que su compañero de partido y décimo Regidor en el Cabildo de San Juan Teotihuacán está desaparecido desde hace dos meses (19 de diciembre de 2017) y la Fiscalía no ha tenido la capacidad de encontrarlo.

 

Añadió que otro caso lamentable es la agresión mortal que sufrió (3 de febrero) Francisco Rojas, candidato del PRI a la presidencia municipal de Cuautitlán Izcalli; hecho delictivo que termino con su vida y no ha sido esclarecido.

 

El político del PES concluyó subrayando que es una obligación del Gobierno del Estado de México garantizar la paz, tranquilidad y seguridad de los habitantes, premisa que no cumple la administración encabezada por Alfredo Del Mazo.

 

Vicente Onofre Vázquez se recupera en un hospital ubicado al sur de la Ciudad de México; hasta el momento (de acuerdo a reportes del Secretario) no ha rendido su declaración ante el representante del Ministerio Público.

 

Versiones extraoficiales precisan que tanto en los pasillos como en las inmediaciones del hospital se mantiene un discreto pero importante esquema de seguridad, ya que no se descartar otra agresión.